Madrid, 16 de mayo de 2001. El Consejo General de Farmacéuticos, en colaboración con laboratorios ISDIN ha puesto en marcha la campaña Sol, piel y fotoprotección, dirigida a los alumnos de enseñanza primaria, dentro del Plan de Educación por el Farmacéutico (Edufar)
Es una realidad que el farmacéutico es el profesional sanitario más cercano al ciudadano. Aprovechando esta circunstancia y con la finalidad de educar en temas sanitarios a la población, desde las oficinas de farmacia se realizan diferentes Campañas de protección de la salud pública. Una de las más importantes es informar a la sociedad, en este caso a los más jóvenes, sobre los riesgos derivados de las exposiciones solares, promoviendo la adquisición de hábitos saludables en la fotoprotección. En esta ocasión serán los farmacéuticos los que se desplazarán desde la oficina de farmacia hasta el centro escolar para impartir las charlas educativas.
El fin de esta campaña, cuya organización corre a cargo de la vocalía de Dermofarmacia del Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos de España, con el patrocinio y apoyo logístico de Laboratorios Isdin, es concienciar a los estudiantes de entre 8 y 12 años de edad sobre los riesgos que comporta exponerse al sol sin la debida protección. Aun cuando el sol es imprescindible para la vida, el deterioro de la capa de ozono y los malos hábitos solares aumentan los efectos nocivos de las radiaciones ultravioleta, para lo que los fotoprotectores son el mejor sistema de protección para la piel. Estudios recientes señalan que aunque el 67% de los españoles usan un fotoprotector, el 81% lo aplica incorrectamente.

El objetivo de este plan es complementar la educación escolar con programas de promoción de la salud, en este caso mediante el uso adecuado de protectores solares con filtros que prevengan las radiaciones ultravioletas. Más específicamente, concienciar a los niños sobre estos riesgos y facilitarles los medios de formación en este ámbito, prevenirles de los efectos perjudiciales de las radiaciones solares a corto, medio y largo plazo. Los niños son la población con más riesgos frente al sol, porque su piel es más sensible, no tiene desarrollado el sistema natural de protección y porque sus actividades y juegos se desarrollan habitualmente al aire libre.

Declarada de Interés Sanitario

El diseño de la campaña, el público al que está dirigido, y sus fines, ha hecho que sea calificada como una Campaña de Interés Sanitario por el Ministerio de Sanidad y Consumo. Lo recomendable es que la campaña pueda llegar a los escolares antes de que comiencen las vacaciones. La previsión inicial es que participen unos 2.000 farmacéuticos, con lo que se llegaría a unos 100.000 niños y, contando con el núcleo familiar, a 400.000 personas. Asimismo, se ofrecerá al profesorado un material didáctico para la mejora de las técnicas de estudio para los alumnos, todo ello acompañado por medios audiovisuales para realizar los ejercicios planteados en las fichas didácticas.
De esta manera, el farmacéutico interviene en la promoción de la salud infantil colaborando en los centros docentes con maestros y educadores, aspecto que incide en el reconocimiento de la labor de este profesional sanitario fuera de la oficina de farmacia.
El material pedagógico que será utilizado por los farmacéuticos y entregado a los alumnos participantes ha sido diseñado en colaboración con dematólogos del Grupo Español de Fotobiología, profesores del Departamento de Astronomía y Meteorología de la Universidad de Barcelona y farmacéuticos del Departamento de Investigación de Laboratorios Isdin.

La carpeta del programa para estudiantes de primaria, "Sol, piel y fotoprotección" se basa en un vídeo didáctico a partir del cual, mediante unas fichas didácticas, los alumnos practican diferentes técnicas de estudio, síntesis y compresión.

Implicación de la familia

Los escolares receptores de las charlas en las escuelas, serán los que involucren a sus padres por medio de una encuesta que deben contestar. Después, las respuestas se devolverán al centro escolar donde serán recogidas y evaluadas por los farmacéuticos. Además, entre el material didáctico de la campaña, se ha incluido un folleto informativo que pretende la sensibilización de la familia entorno a la protección solar.

Esta iniciativa responde a la necesidad de educar a la población sobre el sol y la protección de la piel, puesto que es imprescindible para evitar las complicaciones de una excesiva o incorrecta exposición a los rayos solares.